viernes, 24 de septiembre de 2010

Star trek: sacando la serie del armario, Parte I



Ha llegado el momento, voy a sacar esa saga del armario que una mayoría de gente considerada "séria" e "intelecutal" tachan de frikie. Algo me dice que sólo aquellos que tuvieron el lujo de ver en las cercanías del lejano 1966 su primera encarnación han respetado el resto de series y parece que sólo aquellos que el 1987 tenían una mente abierta, recibieron con sorpresa el primer spin-off  llamado "La nueva generación" y ponen ambas series donde se merecen. Del resto de secuelas si que su calidad bajó pero aún así tuvieron la decencia de reinventarse un poco.

Primero de todo, quiero dejar claro algunas cosas: no soy un Trekkie, no tengo ninguna série en ninguno de sus formatos; me las han ido dejando o las he visto por television, no me he disfrazado nunca de "Klingon" o "Romulano" como tampoco de "Borg" y aún menos se me ha pasado la cabeza de llevar uno de los pijamas de la serie clásica o de "La nueva Generación". No he asistido a ninguna reunión frikie que organizan sus seguidores ni me he leído ninguna novela o cómic.Y por supuesto, no es mi serie favorita, de hecho no tengo a ninguna pues todas, independientemente del género que sean, tarde o temprano decaen y decepcionan con capítulos y temporadas de relleno, por mucho que luego levanten el vuelo. Eso si, en la lista de mis favoritas, la tengo en un altar. Me quedo con sus ideas, con sus propuestas, con su idealización plástica de la humanidad, que aunque no esté carente de defectos le da mil patadas a la mediocridad en la que vivimos.

Me ha costado escribir estas líneas porque hay ciertos temas que son difíciles de enfocar con decencia sin caer en alabaciones absurdas, sobretodo cuando la opinión popular poco a poco ha ido ensuciado la saga con palabras como "no hay ciencia ficción", o que "sus personajes están demasiado idealizados" y lo rematan con un "se nota mucho el paso de los años en los efectos especiales". No me apetece ir creando expectativas hablando en mayúsculas o predicar a los cuatro vientos un producto de entretenimiento como una obra sublime porque entonces, cuando alguien se decide al visionado, se encuentran con  el fiasco del prejuicios de los demás y la critica se vuelve excesivamente negativa.


Antes de entrar en detalles, tengo que comentar, que aunque la serie clásica con Spock y Kirk me divertió y tenía buenas ideas creando la esencia, que en otras series de la saga se desarrollaría, el tiempo si que se nota: tiene un asepcto vintage muy retro que cuesta disfrutar cuando has visto las creaciones posteriores o series más modernas, por otro lado sus guiones se escribieron demasiado deprisa, había más acción y disparos y algunos capítulos eran algo ridículos y no se profundizó lo suficiente en esos personajes que daban un poco más de si. Por lo que yo me quedo, sin duda alguna con "La nueva generación", que como dice el propio nombre, se refiere a las aventuras de los nuevos  tripulantes de la nave Enterprise 80 años después, donde ya no aparece ninguno de los ya envejecidos actores de la serie clásica.


Eso si, la serie clásica dio para mucho tras ser cancelada en el 1969, en el 1973 se hizo una versión animada algo infantil con nuevos episodios, se rodaron seis películas; algunas mediocres y otras dignas. Sin olvidar el remake moderno y pirotécnico de "Star Trek (2009)", donde le sacaron brillo a los "pijamas" y modernizaron todos los botoncitos y las lucecitas que se veian en la serie; el vintage volvió a ponerse de moda.


Y es más, una cosa no quita la otra, también me gusta el universo "Star Wars", pero sólo el de las tres películas clásicas, las modernas, como ya he dicho en otras ocasiones, las encuentro un poco forzadas y demasiado largas para mi gusto para lo poco que aportan. No le encuentro  tanta "chicha" a las aventuras de Luke Skywlaker & co como dicen pero si que me parece igualmente fascinante su universo aunque hayan más tiros, volteretas y espadas láser que otra cosa.


Siempre me ha atraído la ciencia ficción en todas sus variantes por las ideas que sugieren, por las posibilidades que plantean en el nivel del pensamiento, tecnologías, etc. Y precisamente en Star Trek, al contrario que en lo típicos futuros oscuros y deshumanizados tipo Blader Runner, Alien, THX, La fuga de logan, lo que nos ofrecen es la visión de un futuro optimista, donde el hombre, a pesar de sus defectos consigue salir airoso de cualquier situación, ya sea por un problema interno o con el contacto de otras especies  o culturas diferentes.


...continuará en el siguiente episodio.

PD: Y lo reconozco, nunca me cayó bien el orejudo de Spock y su flequillo "Beatle", con su temperamento frio (por no decir borde) y su lógica tan plasta (aunque también aplastante), pero al final le cogí cariño.

5 comentarios:

Patricia dijo...

Yo tampoco soy Trekky, pero tengo amigos que han crecido con Spock y Kirk y que adoran a Q por sus sorpresivas apariciones y por poner a prueba la paciencia y la inteligencia de sus protagonistas. Incluso conozco a uno que tiene un programa de radio sobre ciencia ficción y que todo el mundo le llama Spock, pero claro, ni es frío, ni su sangre, ni su traje es de color azul, y aunque no tiene dedos vulcanianos sí sabe hacer el saludo.

Aunque siempre me pierdo capitulos de sus eternas sagas, me parece que la aportación al mundo de la fantasía y de la ciencia ficción ha sido muy importante. Constituyéndose en algo más que un producto de entretenimiento. Hay cosas que no se ven a simple vista pero que dan solidez a la experiencia Star Treck. Por ejemplo, Fredric Brown, uno de mis escritores favoritos, es el autor de uno de lás historias más famosas. El relato titulado ARENA

Arena(Part 1)
http://www.youtube.com/watch?v=emDn1BA9-z8


De otro lado, debo reconocer que por generación, yo soy de Star Wars. Ya lo he explicado en algún blog, creo, que "LA guerra de las galaxias" dejó en mi imaginación una marca de fuego, como las que deja un Delorean. Tal vez fue porque en mi familia desestructurada nunca éramos los primeros en nada. Ese año todos los niños habían visto la peli, todos hablaban de ella, menos yo (nosotros). Y en verano, en la Seu de Urgell y el Señor Pepe nos dijo que nos peináramos. Nos subió al tractor y nos llevó hasta la puerta del cine de verano. Lourdes saltó del tractor en la entrada del pueblo y llegó al cine caminando ( ni loca quería que los chicos la vieran montada en ese bicho de pagès) A mí, ir en el tractor me encantaba. Pues nada. El tractor, los enormes carteles, el haberlo deseado tanto tiempo.

Yo soy de Star Wars, pero eso no me impide desearte...

¡Larga y próspera vida! ;P

Alejandro (vuestro humilde narrador) dijo...

Si, es algo curioso, pero ya desde sus incios, Star Trek se caracterizó por tener varios guionistas y recibir historias incluso de los fans o los propios actores a través de cartas que ellos convertían en episodios. Algunos de estos guionistas eran escritores de novelas, más tarde se convirtieron en guionistas, etc.
También es curioso como algunos actores diriguieron algunos episodios e incluso posteriormente hasta alguna película, sin mucho exito, eso si. Lo mismo pasó con los actores, nunca triunfaron fuera de la serie, excepto con Patrick Stewart que ya tenía una reputación.

Star Wars es un fenómeno de masas, también caldo de frikismos varios, en sólo tres películas crearon un universo único que gustó a todo los públicos: unos actores carismáticos, una ambientación muy oscura,algo de filosofía, una banda sonora excelente, acción, ciencia ficción; se ha repetido la fórmula con otras películas pero rara vez ha cuajado tan bien. A mi también me gusta el mundillo "Star Wars" acaso hay alguien que no???
Pero claro, Star Trek es algo más que algunas películas para rellenar el expediente (tras la finalización de las series), es una saga con una misma premisa y por lo tanto me parece más interesante de un modo global.

Cierto es que de Star Wars también hay cómics y una serie de animación de acción, pero vaya, es muy diferente. En unos se trata de la clásica batalla entre el bien y el mal y en otros se trata de la exploracion del espacio, de exploración, de crecer como personas, mierda ya empiezo a hablar como un fan (que no un trekkie).

¡Saludos vulcanianos!

Cendrero (Adm. El Busto de Palas) dijo...

¡¡Por fin!! Star Trek, genial Alejandro, me encanta que saques este tema :D

Yo tampoco soy un "trekkie" de los de ir a convenciones y vestirme de Spock, pero es sin ninguna duda una de mis series (franquicias, mejor dicho) favoritas. Yo llegué un poco tarde, Star Trek nunca ha sido la típica serie que veía desde los 5 años... Pero con el tiempo la fui descubriendo (sobre todo por las referencias frikis que se hacían desde otras series hacia Star Trek). Y bueno, qué decir... fantástica.

De hecho, todavía estoy en proceso de verla. La serie original es la que he visto casi al completo, pero la nueva generación todavía la tengo pendiente en gran medida. Así que, como supondrás, por ahora yo defenderé más al capitán Kirk y a Spock que al capitán Picard y a Data. Lo siento, pero por ahora les tengo más cariño a ellos ;)

Supongo que mencionarás todo esto en el siguiente artículo (o siguientes, esperemos...), pero siempre he encontrado destacable en Star Trek temas como la ley de no-interferencia, la igualdad racial, la libertad, el afán por descubrir y descubrir "la última frontera"... La verdad es que la sociedad de Star Trek es todo un ejemplo a seguir, un poco más y forman una utopía. No hay discriminación, la guerra se reserva para los casos más extremos y se respeta la vida "por muy hostil y extraña que sea" (en palabras del propio Spock).

En fin, esperaremos tus artículos con ganas Alejandro.

PD: ¿Me permites chulear un poco? ;-) Venga, que voy: Tengo un pack con las diez primeras películas y un DVD con extras, todo ello metido en una caja que tiene dibujada la Enterprise a cada lado simulando un efecto 3D :P Mira. :D Me costó un montón conseguirla, pero ahora la tengo casi en un pedestal ;) Ale, ya me he quedado a gusto.

Cendrero (Adm. El Busto de Palas) dijo...

@Patricia: El traje de Spock es azul, pero su sangre es verde!! ;-)

Por cierto, yo también soy de esos a los que le gusta Star Wars a pesar de ser un aficionado a Star Trek. Es una saga de películas genial (sobre todo las tres "originales", ya sabes). Aunque, si tuviera que elegir, me quedaría con el universo Star Trek.

Alejandro (vuestro humilde narrador) dijo...

Bienvenido, Cendrero, me alegro de que te guste mi temática propuesta!

Pues veras, aunque termines de ver toda "La nueva generación" puedes seguir prefiriendo a la serie clásica, hay varios casos así. En mi caso, emepecé con las hazañas de Picard y compañía y fue más tarde cuando me re-atreví con las gamberradas de Kirk (a pesar de las enormes diferencias de guión y el presupuesto mucho menor) y debo confesar que también me gustaron mucho, aunque algunos episodios eran demasiado Kitsch para mi gusto!!! ;)
De hecho las películas, aunque entretenidas, siempre me gustó más la serie original. En el caso de "La nueva generación" si que me gustaron bastante todas las versiones del celuloide; a pesar de no ser "peliculones", así que.. que aproveche la chulada de pack que te has cogido!

Bueno, yo puedo chulear que de toda la franquicia de ST, sólo me falta por ver cinco temporadas y pico de "Espacio Profundo 9"; estoy en ello.

¡Ala, ahí lo dejo!

Saludos



Prometo escribir mucho más, pero no se en que orden, de un universo como ese, hay tanto por decir...