domingo, 6 de febrero de 2011

Como destrozar una canción bonita

OOGA OOGA OOGA CHAKKA HOOGA OOGA OOGA....



No lo entiendo, no se a que viene esa absurda y ridícula secuencia de palabras con la que empieza el tema, evidentemente es de mal gusto y no hay por donde cogerlo, pero claro, a la gente moderna, la que se traga todo lo que digan que está "a la moda" lo digerirán como puedan y dirán que es divertido o que mola. Pero yo no puedo, veo una letra decente, una melodía bonita masacrada pero lo que entra por mis ojos y oïdos es una dolorosa bazofia audiovisual, me imagino por un asesoramiento inadecuado o un desenfado vergonzoso.

El tema en cuestión a penalizar, pues el simple hecho de analizarlo me hace entrar arcadas, es el del vídeoclip del actor David Hasshelford, más conocido como Michael Knight o el "hecha-tripa pa dentro y pecho pa fuera" de Los vigilantes de la playa, un tipo que de vez en cuando le da por sacar discos de dudosa calidad musical con unas portadas horteras como la de la fotografía que he adjuntado abajo.

Volviendo al videoclip del principio, lo mejor que puedo decir de él es que no deja indiferente a nadie y que dada la cantidad de errores técnicos garrafales, si empezase a comentarlos debería de dedicarle otro "post", pero no lo haré, no perderé mas tiempo. Lo verdaderamente increíble del asunto es que un aborto como este haya salido de una superproducción y es que cuesta de creer que uno pueda encontrarse un  croma tan mal pulido, o animaciones tan bruscas (quiero pensar que con premeditación), todo el videoclip está hecho con una estética penosa y una interpretación grotesca. Los mal pensados le atribuirán el marrón creativo al pobre (pero forrado cantante) y dirán que no les extraña que hace un año se colgase en "youtube" una grabación de él borracho, tumbado en el suelo comiendo-engullendo una hamburguesa.

Pero bueno, dejando atrás la fácil crítica destructiva que he empezado, no se puede culpar al "artista" por completo por esa canción, ni por el vídeo ni por el audio con ese "chumba chumba" que suena constantemente o esa guitarra que juraría que es proveniente del sonido Midi de una Soundblaster barata y seguimos con ese sonido de teclados que simulan cuerdas, los coros soul horteras y las voces (¿?) que parecen sacadas de orangutanes del planeta de los simios (la versión de Tim Burton, claro). Pero desengañemonos, seguramente David Hasselhoff no es más que otro títere sin gusto musical que firmó un contrato donde quedaba claro que no tendría libertad de ningún tipo, si no llega a cantar él, le habría tocado a otra vieja gloria o algún niñato ávido da fama recién sacado de OT.

Por otro lado, la horrible introducción del tema no fue idea de nuestro héroe televisivo sino del  polémico Jonathan King que en 1971 se le ocurrió la gran idea de versionar previamente el tema



Años más tarde, en 1973 un grupo de versiones llamado Blue Sweede rescató la introducción exagerándola incluso más pero dejando la parte melódica intacta. Dicho tema se hizo excesivamente popular gracias a su inclusión en la banda sonora de la  película de Tarantino "Rersevoir Dogs" de 1992.

Por cierto, hasta que no he escrito esta entrada estaba convencido que quien cantaba el tema de Blue Swedes era Phil Collins, pero no, todavía estaba con Genesis y era Peter Gabriel quien tenía la voz cantante (y nunca mejor dicho).



Y llegamos a lo bueno, a saber de donde ha salido esa preciosa melodía, esa letra tierna y romántica, pues como no, de los años sesenta, de la mano de un cantautor llamado Mark James el cual el cedió el tema a un cantante llamado BJ Thomas.



Que yo sepa, el tema se lo han "cargado" tres veces, seguro que habrá una cuarta y cuantas más versiones se hagan, más sepultan el espíritu original. Me parece muy triste pensar que la inmortalidad musical que un buen tema parece conseguir se pueda perder con covers de esta calaña. Es tan fácil destruir... lo complicado es hacer una versión que mejore el original, que la sepulte por su calidad, no por esa mediocridad que contenta a las masas. Afortunadamente, yo conocí la versión de los "Blue Sweede", donde obvié la primate-primitiva introducción y nunca la incluí en mis favoritos hasta que me topé con él medio-desconocido en España, BJ Thomas.

Imagenes de:

http://ajani.ca/blog/?p=880
http://shitgroup.es/?p=152
http://soulcanela.blogspot.com/

18 comentarios:

Dani dijo...

Qué bueno; solo conocía la versión que aparece en la peli de Tarantino. Esta evolución del tema original de BJ Thomas ha sido una absoluta degeneración, lo de David H. no tiene nombre...aunque le da una vidilla al frikiplanet que da gusto.

Saludos, Mr. Vaudeville. Sigue escribiendo de música que me gusta tu estilo

Alexandre Vaudeville dijo...

Dani, muy acertado tu comentario, el frikiplanet debe de estar orgulloso de haber parido una obra audiovisual de tanto valor!

El mundo de los "covers" está lleno de injusticias como ésta y ahí estaré para sacar a la luz los originales... justicia!

Seguiré escribiendo...

saludos y gracias por comentar!

José GDF dijo...

Me quedo sin duda con la versión original, aunque siento que le falta la sección de vientos en el estribillo, pero está mucho mejor que con esos coros "chunkos" que se añadieron en versiones posteriores.

El vídeo de Hasselhof he tenido que pararlo de inmediato. Te juro que he buscado desesperadamente un botón con forma de aspa para eliminarlo definitivamente ¡ja, ja, ja!

PD: sigo sin encontrarlo :(

Alexandre Vaudeville dijo...

José, siempre se puede denunciar el vídeo por poner contenido inadecuado u ofensivo!

Quizás se note la ausencia de cuerdas en el original, pero bueno ya hizo suficiente marcando las pautas para las siguientes masacres!

Saludos!

Manel dijo...

Siguiendo la idea de J. Corcobado en su novela, ataría a semejante gilipollas a una silla en un sótano insonorizado y le haría escuchar hasta la muerte por inanición, semejante bodrio a máximo volumen...

Ahora que lo pienso, también al productor y responsables de este producto.

Saludos.
M.

Alexandre Vaudeville dijo...

Manel, me parece muy buena idea e incluso les obligaría a ver el videoclip las 24h del día como le hicieron al protagonista de "La naranja mecánica".

Saludos!

eulez dijo...

Apoyo la moción de las torturas. Contad conmigo si es necesario.

Ghost in the ditch dijo...

Hay que reconocer que David Hassheldorf (o como se escriba) está guapísimo en ese vídeo. Además se le ve muy simpático con ese traje tan ecológico, hecho con pieles de oso. Se nota que le va el rollo de comida orgánica, namás hay que verlo comiéndose ese salmón. Me ha enloquecido lo sexy que se pone saltando con los batutsi, ¡Pero qué ritmo! ¡Qué estética más primitivista! Me ha recordado a Miquel Barceló ;P

¡Wow! Yo quiero volar por el photoshop igual que él, así en plan tío enrollado que tanto vale para un copy/paste como para ser dirigido directamente a la carpeta Spam.

En fin, no seguí los vigilantes de la playa, pero le recuerdo de el Coche fantástico. ¡Qué grande que era Kid!

En cuanto a la entrada, me ha asombrado lo bien que has documentado la evolución de esa canción. Lo denominaría de estudio antropológico. Cuando escribes sobre música, leyéndote, aprendo mucho.

Salu2

Alexandre Vaudeville dijo...

> Eulez, me alegra saber que puedo contar contigo y con el resto para algún motín, linchamiento o algún tipo de escarmiento. ;)

> Ghost in the ditch, o debería dejarlo con un Ghost o abreviarlo como GID? Yo que quería escribir menos y al final casi alcanzo todas las posibilidades.

David Hasselhoff (de tanto escribir su nombre hasta se me ha quedado) será todo lo sexy que quieras, pero cuando vi ese videoclip se me cayó el mundo encima, el escenario y toda la platea, eso es caer muy bajo; lo que se llega a hacer por la pasta... Me parece bien que haga el payaso, que se muestre enrollado pero no con esa cutrez musical y audiovisual!!!!!!!!!

Si, Kid era muy grande y cómodo.

Bueno, a estas alturas me despido como mejor se hacer:

Oooga, ooooga, shakkka, unga, unga!!!

Ghost in the ditch dijo...

Ghost está bien.

Raúl Peñaloza dijo...

A ver, hay que desempolvar la caja de la memoria.

A fines de los años 60, hubo una peli que fue un hitazo, Butch cassidy and the Sundance Kid. La canción tema de dicha película, Raindrops keep Falling on My Head, creación de David-Bacharach que hizo las listas rápidamente.

¿Porqué le dieron al entonces ilustre desconocido BJ Thomas la canción principal de la peli más taquillera del 69? Pues por el éxito que había tenido un año antes con la canción de tu entrada.

En plena época de la disco, a manera de broma y un poco enfadados por el éxito poco reconocido del cantante, se hizo la versión del unga chaca. La primera vez que se hizo este mix fue en vivo, en una disco llamada Studio 54 de NY y el éxito fue tal que, como bien dices, lleva tres covers.

Pero la primera fue una broma. De mal gusto, si quieres, pero broma al fin. ¿Qué culpa tienen que su broma haya sido tan aceptada?

Un abrazo ungachaquiano.

Alexandre Vaudeville dijo...

Guau, Raúl estás informado hasta el fondo! En parte lo entiendo, viviste esos años, yo ni siquiera existía.

Yo creo que con un tema bonito no se debería de bromear, destrozar de esa manera, o al menos indicarlos literalmente "nos estamos riendo" para no dejar dudas, pero con esta burla querían dinero y ese es el problema: es más engaño que broma!

Para reírse mejor hacer algo como hizo Zappa, ya sabes, un "We´re only in it for the money". Aunque cierto, la otra gran culpa es del mal gusto de los borregos... y posiblemente de Tarantino, que tampoco tiene muy buen gusto que digamos, por mucho que digan!!!

Otro abrazo Chakka hugga!

Európides dijo...

El problema de muchos de los que de una forma u otra han encontrado la fama, es que llegan en su vida hasta un punto de creerse divinos, que el resultado final es ese del vídeo.

Pero como lo tienen fácil, pues cantan y berrean si quieren. Mientras otros que valen mucho, no tienen la oportunidad de que puedan demostrar ante cualquier discográfica su valía. Y eso es triste...

Estoy de acuerdo en que es una forma cruel de estropear versiones que sí lo valen.

Un abrazo.

Alexandre Vaudeville dijo...

Európides, ojalá hubiese un remedio para ese mal que sufren las estrellas o al menos se hiciese justicia pudiendo sacar a la luz a verdadero talentos incombustibles e incorruptibles.

Otro abrazo!

Patricia dijo...

... ¿No hay nada nuevo para poder opinar?

Alexandre Vaudeville dijo...

Patricia, de Blues va la cosa... Porque si te refieres a esta entrada, con 15 comentarios ya es suficiente, no? Aún le haremos publicidad al tipo ese, aunque me gustaría más que la gente no conociera esos engendros y si el original de BJ Thomas.

Nuevo Ícaro dijo...

Jojojo. Pues a mí me ha encantao este vídeo. Me he partido el culo con el Hasselhoff. En cuanto a la canción tuve contacto con ella con la versión de, creo que era de chumbawanba, y el ooga ooga chaka ese, siempre me parecio de lo más ridiculo. En fin.

Saludos.

Alexandre Vaudeville dijo...

Nuevo Ícaro, tienes razón, si alguna vez estoy deprimido, rápidamente me pondré a verlo (haciendo caso omiso de la masacre respecto el original), seguro que me anima al día, aunque si de mi dependiera, bien le metería una colleja a ese actorucho!

Saludos.